jueves, 18 de abril de 2013

IDEAS

Hola a todos.
Hoy, no voy a empezar a escribir. Lo que quiero hacer es hablaros.
Escribir es muy difícil.
Tienes que dejarte llevar por tu imaginación.
Pero, luego, tienes que estar corrigiendo. Corregir es una de las mayores faenas que le puede pasar a un escritor.
La perfección no se consigue nunca. Tienes que conformarte con lo que has escrito. Con haber creado una historia coherente.
Con tener unos personajes que tengan fuerza. Los diálogos te deben de impactar.
Se puede conseguir. Pero tienes que perfeccionarte con el paso de los años. La perfección, o una parte de ella, llega con la práctica.
No sé lo que me saldrá de esta historia que voy a contar. Son sólo bosquejos. Borradores...
¿Y qué es lo que voy a contar? Me gustan las historias de amor. Sobre todo, si transcurren en el siglo XIX.
Me gusta hablar de familias. De las relaciones entre primas...De las relaciones entre hermanas...
Considero que todas las familias tienen sus secretos. Los guardan de manera celosa.
Una familia puede ser algo interesante a descubrir. ¿No creéis?
Pronto, empezaré a subir capítulos de mi historia. Iréis descubriendo poco a poco a los personajes.
No sé si tendrá éxito o si me daré una gran leche. Pero, al menos, quiero pensar que lo he intentado. Y eso vale la pena.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada